Tres claves para entender la detección de la radiactividad

Sieverts, grises, becquereles, desde el comienzo de la catástrofe de Fukushima, estas unidades de medida de la radiactividad se utilizan comúnmente. ¿Qué son?
En un momento en el escenario se confirma por las continuas fugas de radiación en la planta de Fukushima , he aquí algunas claves para comprender mejor la forma de medir la radiactividad.

Cuantificar la radiactividad

Dado que la radiación de la radiactividad no son directamente perceptibles por el hombre, todas las unidades realmente cuantificar su número, la naturaleza, o de sus efectos sobre la materia. Pero están lejos de ser equivalentes. Algunos se relacionan con la cantidad de energía transferida a la materia, otros toman en cuenta los efectos de esta radiación sobre los tejidos vivos del cuerpo. • El becquerel (Bq) mide la actividad del material radiactivo. Un becquerel corresponde a un átomo de desintegración radiactiva por segundo. Normalmente se utiliza en lugar becquerelios por metro cúbico o por kilogramo para cuantificar la cantidad de aire que los elementos radiactivos, el agua o cualquier otro producto. trazas anormales de yodo-131 fueron detectados en Francia, después de paso de la pluma de Fukushima la radiactividad medida por el Instituto de Protección Radiológica y Seguridad Nuclear (IRSN), 26 de marzo 2011 fue de aproximadamente 65 microbecquerels por metro cúbico, mientras que normalmente es demasiado bajo para ser detectado. • El gris (Gy) mide la cantidad de energía absorbida por unidad de masa de la materia. Es una unidad que no tiene en cuenta el tipo de radiación, ni por lo tanto, su efecto biológico. • El sievert (Sv), por el contrario, puede medir el impacto de las radiaciones sobre los tejidos vivos, teniendo en cuenta la naturaleza de estos tejidos. Esta cantidad es el resultado de un cálculo: la energía absorbida es ponderada por el tipo de radiación (α, β, γ) recibida por el tejido vivo y su sensibilidad específica para este tipo de radiación. A continuación, calcular la dosis radiactiva informó a todo el cuerpo.

Este gráfico muestra las diferentes dosis recibidas por el organismo en función del entorno. A continuación se muestra un diagrama que ilustra las diferencias entre las tres unidades.

Medir la radiactividad

en Francia, la vigilancia de la radiactividad se basa en tres tipos de redes complementarias. • Las estaciones de alerta automáticos como los de Teleray la red , propiedad del IRSN, cuantificar la radiación γ en el aire ambiente nanosieverts por hora. Ellos transmiten sus lecturas a los centros de tratamiento de alerta precoz, si la medición de la radiactividad supera el nivel de base natural. Su sensibilidad es del orden de unos pocos nanosieverts por hora, por lo que la columna llegó a Francia n ha dado lugar a ninguna advertencia de la red (la actividad era en torno a la microbecquerel, que podría corresponder a unas pocas milésimas de nanosievert). Y estas estaciones no reconocen específicamente las partículas. • Algunas estaciones, como la Red de OPERA-Air de la IRSN están diseñados para medir la radiactividad en el medio ambiente, con mayor sensibilidad. En la práctica, estas estaciones recoger aire a través de un filtro de partículas son luego analizadas en el laboratorio. Las medidas resultantes son más precisos, sino que también llevará mucho más tiempo: durante varios días en contra de un seguimiento casi en tiempo real para el Teleray red. Basado principalmente en la espectrometría γ, son capaces de distinguir los diferentes elementos radiactivos presentes en la atmósfera, como el yodo 131 o cesio 137. • Por último, el agua, leche, verduras y alimentos en general se controlan desde Las muestras tomadas manualmente. No hay laboratorio de medición de la radiactividad en las muestras, en becquerelios por unidad de volumen o masa.

Nota: Todos los dispositivos para la detección de las mediciones de radiactividad a cabo consultas por unidad de tiempo. Un «golpe» se registra cada vez que una partícula es detectada. Estos valores se convierten a Sieverts, al igual que Teleray, o específicamente en becquerelios. Todos los datos recogidos por el IRSN está disponible en línea ( haga clic en el mapa para acceder a la base de datos )

En Japón, las medidas, cerca del centro de Fukushima se llevan a cabo por el operador de Tepco, los más alejados están a cargo de la Energía de Japón de Seguridad Nuclear (JNES), el equivalente japonés del IRSN. Desde el accidente de la central, la Agencia Internacional de Energía Atómica también habló y laboratorios independientes. Importantes recursos se encuentran en el lugar, incluidos los dispositivos de medición en el aire.

Determinar los umbrales de radiactividad

efectos negativos de la radiación sobre la salud aparecen más allá de un cierto umbral que depende de la sensibilidad de los tejidos. Las normas internacionales se basan en el principio de proporcionalidad entre la dosis y el efecto observado. La Comisión Internacional de Protección Radiológica (ICRP) establece que «ninguna de las dosis de radiación representa un riesgo para la salud». El Euratom directivas europeas promedio se han establecido límites para la exposición del público a 1 milisievert por año durante cinco años consecutivos. La dosis de los trabajadores nucleares, que reciben atención médica regular, se limita a 100 mSv en cinco años consecutivos, o 20 milisievert por año.

Estos umbrales se fijaron a fin de evitar el desarrollo de cáncer o leucemia. Sin embargo, bajo condiciones excepcionales, como respuesta de emergencia o rescate de las víctimas, se eleva a 300 milisievert por año. En este caso, hay que reducir las dosis recibidas en los años siguientes. En Fukushima, el valor límite de exposición para los empleados de TEPCO se fijó en 250 milisievert por año.

Foto: © Alexander dosímetro Dulaunoy / Creative Commons / Flickr

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *