Tochukaso

Cordyceps sinesis

 

 

 

Compuestos activos:
• Cordycepin
• Cordycepic acid (mannose)
• Galactomananos
• Polysaccharides
• Esteroles
• Los nucleótidos adenosina, uracilo, uridina, guanina, guanosina.
• Vitaminas B1, B12, E y K

Beneficios sobre las enfermedades:
Aumento de la producción y regeneración de músculos y órganos, mejorando las funciones del hígado y riñones: disminución de cansancio crónico, depresión, disfunción sexual, debilidad del sistema inmunológico, HIV, cáncer.

• Se recomienda para el cansancio o fatiga crónica, sensación de debilidad extrema. También se empieza a usar para mejorar el rendimiento deportivo.
• Tonifica la energía sexual y tradicionalmente se ha usado para la impotencia, espermatorrea, frigidez, etc.
• Fortalece y regula el sistema inmunológico. Ayuda a nuestro organismo a combatir diferentes bacterias, ya que parece aumentar el número de macrófagos. Acción bacteriostática con la mayoría de bacterias: neumococo, estreptococo, etc. Hace una función de antibiótico natural.
• Propiedades antiinflamatorias y por ello suele estar muy indicado en casos de reumatismos, artritis, lumbalgias por la Medicina Tradicional China,.
• Fortalece el sistema respiratorio a la vez que lo desinflama y a hace la función de mucolítico y combate la tos. Ello lo hace válido para un sinfín de problemas: asma, bronquitis, insuficiencia respiratoria, enfisemas, tuberculosis, etc.
• Aliado con el sistema circulatorio. Favorece un buen riego sanguíneo periférico y cerebral en particular; por lo que se recomienda en caso de falta de memoria, vértigos o acúfenos por falta de riego, pies fríos. Acción vasodilatadora, mejorando considerablemente el abastecimiento de sangre al músculo cardíaco y otros órganos, lo que previene enfermedades tromboembólicas e isquémicas por microembolismo
• Es un buen diurético y en general mejora el funcionamiento del riñón. Según la Medicina Tradicional China la causa de que sirve casi para todo es precisamente que tonifica mucho la energía del Riñón que es para esta medicina la garantía de nuestra fortaleza física.
• Eliminación de substancias tóxicas del organismo, incluso la quimioterapia “excedente”. Acción anticancérigena gracias al mejoramiento del estado del órgano dañado y también estimulación de la actividad de los leucocitos que atenúa los efectos secundarios de la radioterapia.
• Mejora la función hepática, renal, pulmonar y el metabolismo tisular en otros órganos acción anticancérigena gracias al mejoramiento del estado del órgano dañado y también estimulación de la actividad de los leucocitos que atenúa los efectos secundarios de la radioterapia.

Historia: 
El uso del Cordyceps en China comienza hace más de mil doscientos años. En aquel entonces llamaban a esta planta como el ‘regalo de los Dioses’, a veces usada como talismán. Fué descubierta por los pastores de la meseta de Qinghai en el Tibet. Ellos observaban que los animales que comían este hongo tenían más vigor que el resto y eran más rresisitentes al clima y las enfermedades. Se puede encontrar entre los 3,500 y 6,000 metros de altura y suelen ser muy escasos, por lo que son muy apreciados. Es un hongo muy especial ya que realmente es una “mezcla” de hongo y oruga: una parte de su ciclo biológico existe como hongo y la otra como insecto en el que proliferan las esporas del futuro hongo.
Durante mucho tiempo el fue uno de las sustancias más valiosas en Asia, su precio fue superior al de la plata. Actualmente un kilo puede costar mas de $10.000 dólares. En China los médicos lo usaban para tratar muchas enfermedades.

El Cordyceps es otro ejemplo de hongo utilizado por sus beneficios de forma tradicional y confirmado por la ciencia moderna. Este hongo hizo las páginas de las revistas deportivas cuando, durante las pruebas nacionales chinas de 1993, un equipo de nueve corredoras chinas batió nueve recordos mundiales, pulverizando la prueba de los 10 000 m por 42 segundos y atribuyendo sus realizaciones al entrenamiento intensivo y la utilización de Cordyceps sinensis. En 1996 un estudio llevado por el profesor Hiyoshi sobre la utilización del Cordyceps sinensis por corredores de distancias largas demonstró una mejoracion significativa de las realizaciones en 71 % de los sujetos.

Los polisacáridos de Cordyceps sinensis presentan varias actividades: hipoglicémica, hipolipidémica, inmunoestimulante, radio protectiva, antitumoral y antileucémica.

El Coryceps da mucha energía. Ayuda con enfermedades graves y con sobrecarga anímica. Varios estudios científicos comprueban la reputación del hongo como “dador de placer”. Sube la producción de la hormona testosterona al mismo tiempo que bloquea las enzimas MAO, responsables de las depresiones. Con esto se incrementan las ganas vivir, llevando alegría y un equilibrio emocional, además de las sexuales.

El Cordyceps también tiene un efecto positivo al corazón y a los pulmones. La amplificación de los bronquios no solo ayudo a los deportistas, sino también ayuda a ex-fumadores, para regenerarse. En la medicina tradicional asiática el cordyceps responde a los riñones, que están visto como “raíz de la vida”. Según la Medicina Tradicional China, la falta de voluntad, miedos, inquietudes, y sentimientos de vacío resultan de debilidades de los riñones.

El cordyceps estimula las cápsulas suprarrenales al producir una cortisona (cuerpoinherente/ natural/ biológico) y hormonas, que nos ayudan superar depresiones, o aliviar molestias de la menopausia. Cordyceps nos da fuerza, firmeza, aguante y fuerza de voluntad. Muchas veces es llamado “Hongo de la felicidad”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *