Terremoto en Japón: un científico da testimonio de Sendai (1/2)

Seis semanas después del terremoto y el tsunami del 11 de marzo, el profesor Eiji Ohtani, geofísico prominente en la Universidad de Tohoku en Sendai y vice-presidente de la Unión de Geociencias de Japón , accedió a testificar para la investigación .
En esta primera entrega, Eiji Ohtani nos cuenta cómo vivió el desastre. Mañana, él nos dará su análisis , sin complacencia, de la situación.

¿Dónde estaba usted el 11 de marzo cuando ocurrió el terremoto?
he trabajado a mi oficina en el cuarto piso de nuestro edificio en la Universidad de Tohoku en Sendai . Estaba revisando mi correo electrónico. Al principio pensé que este terremoto no fue muy fuerte fue un choque tal como lo conocemos a menudo. Sin embargo, este terremoto fue diferente de las anteriores: era lento y vibraciones de frecuencia baja fueron, como en un barco en medio del océano.
Después de unos segundos, pensé que iba a parar, pero los más fuertes movimientos han sacudido para la oficina: los estantes se derrumbó, todos mis libros y papeles estaban esparcidos en el suelo, y son las pantallas de ordenador portátil cayó al suelo: me di cuenta de inmediato que este era el terremoto más grande que nunca había vivido. ¿Cómo la gente a tu alrededor reaccionaron, hubo una alerta de tsunami? pueblo, hemos permanecido muy tranquilo en general. Nunca entró en pánico. Esto se debe a que hacemos simulacros de incendio y la preparación para terremotos, aunque no nos imaginábamos que un terremoto ocurra en la realidad.

Todo el personal y los estudiantes tienen sus cascos y conocer el lugar seguro para reunirse en un terremoto. Por lo tanto, las 1000 personas que estaban en la enseñanza de las ciencias edificio se encontraron en el espacio provisto para cada edificio, justo después del gran terremoto.
En cuanto a la construcción de Ciencias de la Tierra, que alberga a nuestro laboratorio , se comprobó que 150 personas resultaron ilesos. El terremoto ocurrió a las 14:46 y nos alojamos en el lugar seguro hasta 16 horas. Estaba oscureciendo y el frío, así que decidimos entrar en el edificio para recuperar algunas cosas importantes y volver a casa.
Nuestra universidad está muy lejos de la costa, a 14 kilómetros, y nuestro departamento está en la cima de una colina ( ver mapa ).

Así que no sabía que el tsunami llegó a la costa. Nos enteramos de que más tarde. Me alojé en la universidad hasta cerca de 17 horas. Luego me encontré en los atascos de tráfico: todos los que tomaron el coche para volver. No había electricidad, por lo que la señalización en las calles, pero sorprendentemente no hubo ningún accidente. Me tomó cerca de 3 horas para llegar a casa en coche, mientras me toma unos 20 minutos para realizar las habituales a unos 10 kilómetros por recorrer.

Uno de mis colegas, cuya casa estaba cerca de la costa de la ciudad de Ishinomaki ( ligeramente al noroeste de la tarjeta anterior ) se llevó el carro de regreso al departamento, porque el tren no estaba funcionando. Cuando llegó, la planta baja de su casa fue inundada por el tsunami, pero su familia estaba a salvo. ¿En qué medida la universidad ha afectado? Por ahora, no tengo ninguna información específica para toda la universidad. Sin embargo, Aobayama en el campus, que incluye el currículo de ciencias, ingeniería y farmacia, los edificios no están muy dañados: tenían que haber sido consolidada por las normas sísmicas de las nuevas reglas.

Tres edificios del departamento de ingeniería, sin embargo, se ven seriamente afectados y no podemos entrar. Pero la mayoría eran resistentes y se pueden utilizar: la electricidad y el agua fueron restaurados.
El daño a nuestro equipo y los instrumentos científicos, se ven seriamente. En estos momentos estamos evaluando los daños. En nuestro laboratorio, parece que podemos reparar los instrumentos, pero vamos a necesitar tiempo y los ingenieros para hacer que vuelva a estar operativa. Seis semanas después del gigantesco terremoto y el tsunami, ¿cuál es la situación general? L la electricidad fue restaurada en pocos días. El agua también, después de dos semanas. Hoy en día, la mayoría de la gente viene a trabajar de nuevo. Y actualmente estamos evaluando los daños a revelar al gobierno.

También trabajamos con los informes anuales, como el fin del año fiscal 2010 fue a finales de marzo. Tenemos que equilibrar los presupuestos de 2011 y planificar el calendario de la educación universitaria. Decidimos comenzar el inicio el primer semestre en mayo, un mes más tarde de lo habitual. La mayoría de los miembros del instituto y trabajar para restablecer los medios para la investigación y la docencia, sin embargo, algunos han tomado ya su actividad de investigación.
En la ciudad de Sendai, las situaciones son muy diferentes: las casas y edificios a lo largo de la costa fueron destruidos por el tsunami, muchas personas han muerto y muchos soldados están siempre en busca de los desaparecidos. Al 25 de abril, las cifras de la ciudad de Sendai son 622 personas muertas, heridas y sin hogar 2240 3190.
Pero en otras partes de la ciudad, como en la universidad, los servicios esenciales como agua, electricidad y el gas. Muchas tiendas han reabierto sus puertas y no tenemos problemas con el suministro de alimentos o combustible que tenía dos semanas después del terremoto.
A principios de abril, la situación ha mejorado de forma significativa con la recuperación, en parte, los medios de transporte (carretera, ferrocarril, barco). Aeropuerto de Sendai a trabajar de nuevo desde el 13 de abril , pero sólo para vuelos nacionales, y el tren que conecta Tokio a Sendai, el Shinkansen, regresó al servicio Lunes, 25 de abril . ¿Cuáles son los problemas que enfrentas ahora? El problema principal es hacer frente a las secuelas de la crisis y la planta nuclear. Desde el terremoto principal de magnitud 9 en la escala de Richter, debemos esperar fuertes réplicas con magnitudes entre 7 y 8 por otros dos meses por lo menos.

La crisis nuclear nos preocupa mucho, a pesar de que no hay ninguna fuga radiactiva nuevo en el aire y los niveles de contaminación se mantienen estables por ahora, y por debajo de los problemas de salud. Sin embargo, los ingenieros son incapaces de controlar los reactores dañados en Fukushima. Se necesita una gran cantidad de agua para enfriar y luego se almacena el agua altamente contaminada a continuación. No son sin embargo capaces de construir un sistema operativo de refrigeración, si bien es esencial para controlar la crisis.
A pesar de sus mejores esfuerzos, la alta radiactividad y las réplicas hacen su tarea muy difícil. Otro problema importante es que el tsunami cubrió los campos de arroz. Esta región era uno de los países productores de arroz más grande, pero no puede ser debido a la cantidad de sal depositados por agua de mar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *