RELIGIONES DE LA INDIA:HARE KRISHNA

Son algunos de los más reconocibles en la calle gracias a su vestimenta o a su cabeza rapada. También tienen uno de los cánticos religiosos más conocidos en cualquier parte del mundo, el Maha Mantra, cuya primera línea dice, naturalmente «Hare Krishna». Para ellos, Dios o Krishna es uno pero tiene muchos nombres y manifestaciones y en su iconografía es fácil reconocerlo porque siempre tiene una flauta. También existen miles de semidioses.

El aspecto central de su religión es la conciencia y para ellos resultan claves los cuatro principios regulativos de su credo: no practicar sexo ilícito (extramatrimonial), no intoxicarse con drogas o alcohol, no participar en juegos de azar y no comer carne. El vegetarianismo es de suma importancia. Nitya Lila, de los Hare Krishna de Bogotá, explica que «una sociedad carnívora es violenta. Si uno tiene las agallas para clavarle una daga a un animal, también lo puede hacer con un ser humano».

Ante la pregunta de por qué en el país más vegetariano del mundo y donde están las raíces de los Hare Krishna, India, también hay violencia y armas nucleares, Nitya Lila responde que es porque nos encontramos en el Kali Iuga, la última de las cuatro eras de la humanidad, que se caracteriza por la hipocresía y las riñas. Esta era dura 432.000 años, de los cuales apenas llevamos unos 500. Y de todos esos años, apenas han sido conocidos en Occidente desde 1966 cuando Prahbupada creó el movimiento Hare Krishna tal como es ahora.

Su religión está basada en las enseñanzas del santo bengalí Caitanya, quien vivió entre los siglos XV y XVI y a quien se considera la última encarnación física de Krishna. Creen en la reencarnación, pero no basada en un sistema de méritos sino en aquello en lo que se esté pensando en el momento de la muerte. En Colombia hay 13 templos, muchos de los cuales se sostienen con actividades como venta de libros, clases de yoga y una de sus caras más visibles, los restaurantes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *