REFLEXIÒN . UN HOMBRE ES TAN GRANDE

Un hombre es tan grande como los sueños que sueña.

Un hombre es tan grande como el amor que siente, como los valores que aprecia y como la dicha que comparte.

Un hombre es tan grande como las ideas que piensa, tan grande como el caudal logrado, como las fuentes en que se inspira y como el discernimiento alcanzado.

Un hombre es tan grande como la verdad que dice y como la ayuda que imparte.

Tan grande como el destino que busca y como la vida que vive.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *