REFLEXIÒN.EL AMBIENTE QUE RODEA AL NIÑO… FORMA AL NIÑO

Si un niño vive criticado…aprende a condenar.

Si un niño vive en un ambiente de hostilidad….aprende a pelear.

Si un niño vive avergonzado….aprende a sentirse culpable

Si un niño vive con tolerancia…aprende a ser paciente.

Si un niño vive estimulado…aprende a confiar en si mismo

Si un niño vive apreciado…aprende a apreciar.

Si el niño vive en un ambiente de equidad y justicia…aprende a ser justo

Si un niño vive sintiendo seguridad… aprende a tener fé.

Si un niño vive con aprobación…aprende a quererse y a estimarse.

Si un niño vive atemorizado y rediculizado…aprende a ser tímido

Si un niño vive compadecido…aprende a tener lástima.

Si un niño vive donde hay celos…aprende a sentirse culpable.

Si un niño vive elogiado…aprende a apreciar.

Si un niño vive con reconocimiento…aprende a tener buena meta

Si un niño vive en un ambiente de honradez…aprende a ser honrado a conocer la verdad.

Si un niño vive amado…aprende a amar a los que lo rodean.

Si un niño vive en un ambiente de amistad y aceptación…aprende que el mundo es un lugar agradable para vivir…y lo más importante es que va a contribuir a hacer realidad este ideal.
Autor desconocido

Cuando estés triste; yo secaré tus lágrimas. Cuando tengas miedo; yo disiparé tus temores. Cuando estés preocupado; yo te daré esperanzas. Cuando estés confundido; yo te ayudaré a discernir. Y cuando estés perdido, y no puedas ver la luz; Yo seré tu guía brillando tan fuerte como nunca.

Cuando te parezca que nadie se preocupa por ti y que no puedes encontrar amor; es el momento de echarte en mis brazos y encontrar paz. Cuando te desalientes y consideres que eres una calamidad; pon los ojos en mi espléndida faz y contempla mi sonrisa. Recuerda que te amo tal cual eres.

Cuando te desasosiegues o te contraríes, acude a Mí. Yo seré tu compañero ideal. No creas que nadie entiende las dificultades que atraviesas. No es cierto: Yo siempre te comprendo. Tengo gran interés por saber de ellas. Anhelo remediarlas. Es entonces cuando debes acudir a Mí y desahogarme tus conflictos, tus inquietudes, pesares y desazones. Yo te daré soluciones que disiparán toda esa ansiedad.

Autor Desconocido

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *