Los planes de la ciudad de Munich para reducir la contaminación

Un estudio llevado a cabo por un grupo de científicos pertenecientes al Wuppertal Institut für Klima, ratificó que con la ayuda de las tecnologías disponibles hoy es posible dar inicio a la reducción a cero de las emisiones contaminantes de la ciudad de Munich. El riguroso análisis efectuado por la institución alemana concluyó que serán necesarios 40 años para lograr la drástica reducción de las emisiones de CO2 en la capital bávara.

Por su parte, los especialistas germanos ratificaron que para alcanzar las cero emisiones, se deben centrar básicamente en la construcción de viviendas pasivas, las cuales no deberán consumir más de 20 kWh/m2 anuales, aproximadamente 10 veces menos que en la actualidad. Asimismo, los edificios que ya se encuentran construidos no deberán consumir más de 35 kWh/m2 anuales.

Según los expertos alcanzar estos objetivos supondría una inversión de aproximadamente 13.000 millones de euros anuales, lo que permitiría a la ciudad erradicar el 40% de los factores contaminantes que la afectan.

En tal sentido, se evitaría además la excesiva demanda de energías fósiles para la iluminación y la calefacción, a través de la instalación de sistemas de agua caliente sanitaria solar y paneles fotovoltaicos en las cubiertas de los edificios, al tiempo que se podría desarrollar una red de calefacción urbana en gran parte de la ciudad.

Otras iniciativas

Entre los nuevos proyectos que se han planteado para reducir los agentes contaminantes, se prevé dar inicio a la instalación de centrales fotovoltaicas para generar electricidad con energía renovable, en su mayoría eólica, las cuales estarían integradas a la red local de líneas de alta tensión de corriente continua.

Aunque no contemplan la desaparición del automóvil particular, otro de los consejos de los expertos del Wuppertal Institut es la masificación de vehículos híbridos, térmicos y eléctricos, éstos últimos se podrían utilizar para el transporte y para el almacenaje de electricidad durante los periodos críticos, convirtiéndose en apoyo de la red en lo momentos de mayor demanda.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *