Leche materna parece eliminar células del VIH

Un componente desconocido en la leche materna mata las partículas de VIH y las células infectadas por el virus, y bloquea la transmisión del VIH en ratones con un sistema inmune humano, según un nuevo estudio.

Investigadores en la Universidad de Carolina del Norte (UNC; Chapel Hill, EUA) crearon ratones de medula ósea, hígado y timo (BLT) que se sometieron a reconstitución de la cavidad oral y el tracto gastrointestinal (GI) superior usando leucocitos humanizados, incluyendo los tipos celulares humanos importantes para la transmisión mucosa del VIH (por ej. células dendríticas, macrófagos y células CD4+). Los ratones BLT eran susceptibles a la transmisión oral de VIH libre y en las células produciendo la infección sistémica de tejidos linfoides y no linfoides, caracterizada por la presencia de ARN del VIH en plasma y una caída gradual de las células CD4+ en la sangre periférica.

Los investigadores encontraron, sin embargo, que si los ratones BLT eran alimentados con leche materna contaminada con VIH el virus no se transmitía. Los resultados in vivo demostraron que la leche materna tenía un efecto inhibitorio fuerte sobre la transmisión del VIH libre y asociado a células. Finalmente, los investigadores evaluaron el efecto de los antiretrovirales sobre la transmisión oral del VIH; mostrando que los antiretrovirales sistémicos administrados antes de la exposición también podían prevenir eficientemente la transmisión oral del VIH en ratones BLT. El estudio fue publicado en 14 de junio de 2012 en la revista PLoS Pathogens.

“Estos resultados son muy significativos porque muestran que la leche materna puede bloquear completamente la transmisión oral de ambas formas de VIH que se encuentran en la leche materna de las madres infectadas por el VIH, partículas virales y células infectadas por el virus”, dijo la autora principal, Angela Wahl, MD, del Centro de Investigación de SIDA, de la UNC. “Esto refuta la hipótesis del ‘caballo de Troya’ que dice que el VIH en las células es muy obstinado contras las propias defensas del cuerpo que contra las partículas virales del VIH”.

La infección pediátrica del VIH se asocia con una enfermedad rápida y una tasa alta de mortalidad. En la ausencia de terapia antiretroviral, solamente el 65% de los niños infectados por el VIH sobreviven el primer año, y menos de la mitad cumple los dos años. La pregunta es, ¿porqué algunos niños alimentados con leche materna nacidos a madres VIH-positivas, contraen el virus si la leche materna no transmite el VIH? La respuesta puede ser que succionar en pezones agrietados puede exponer a los bebés al virus del VIH presente en la sangre de la madre.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *