LAS SOCIEDAES DE THULE Y VRIL

El año 1919 se fundó en Alemania la sociedad de Thule, su fundador fue Haushoffer. Muchos jefes alemanes se conocieron en ella. A este individuo se le debe la elección de la esvástica colocada detrás de una reluciente espada como símbolo máximo del nazismo.

El nombre de Thule fue elegido en recuerdo del legendario, y para ellos existente, reino de Thule, que es otro nombre para designar a la legendaria Atlantis. Pensaban que en el desierto de Gobi había existido una avanzada civilización, destruida por un gran catástrofe. Sus habitantes habían tenido que emigrar al norte de Europa y otros hacia el Cáucaso.

Estos habitantes eran la raza primigenia de la humanidad, o sea los primeros arios puros. Su ideal era retornar a los orígenes y realizar las correspondientes conquistas para renacer esta civilización, tronco inicial ario.

Sus creencias lo llevaron a tener un conocimiento y contacto con coloniashindúes y círculos tibetanos que tenían una visión muy próxima a sus principios.

El plan de Hitler fue el de fundar un imperio milenario y le fue inspirado por miembros de la sociedad Thule. Las ambiciones políticas de la sociedad generaron la formación de pequeños grupos independientes, uno de los cuales fue la sociedad «Hermanas de la Luz», llamadainternamente Die Vril Chefin.

Los miembros de la sociedad Vril se consagraron a la realización de una de las ideas que nunca jamás habría podido concebir la mente humana: La propulsión por levitación.

Después de la llegada al poder del Partido Nacional Socialista, las sociedades ocultistas pasaron a la clandestinidad. La sociedad Thule creo en el interior de la «SS» una organización secreta llamada: Sol Negro. Esta sociedad vio los resultados por la sociedad Vril y empezó la fabricación de su propia nave. A finales de 1938 y habiendo combinado varias tecnologías.

En el año 1939 la sociedad Sol Negro ya había construido una nave circular la RFZ-5, la primer nave espacial de 26 m de diámetro y 9 m de altura con el nombre de Haunebu-I.

  El asesinato masónico del miembro de Thule Rudolf Hess

Entre los miembros de la sociedad Thule se encontraban, además de los paganos Heinrich Himmler y Alfred Rosenberg, también sacerdotes (como el confesor de Hitler, Bernhard Stempfle), monjes cistercienses (Guido von List) y miembros de la Orden del Temple refundada (los llamados «Herren von Schwarzem Stein»), además de nacionalistas, patriotas, antimarxistas y antijudíos.

El autor alemán Jan Udo Holey afirma en su libro «Sociedades Secretas y su Poder en el Siglo XX» que «la Sociedad Thule o bien algún esqueje de ella continúa existiendo hoy».

Vamos a ocuparnos ahora del asesinato (no «suicidio») del miembro de Thule Rudolf Hess. Para quien no sepa acerca de este y hasta ahora impune asesinato masónico, recordemos que Hess fue asesinado por ahorcamiento en la prisión de Spandau (Berlín) el 17 de Agosto de 1987 a manos de agentes del servicio secreto británico y por orden de la primer ministro Margaret Tatcher, quien a su vez cumplía órdenes de la masonería, a la que pertenece. Este crimen contó con el beneplácito, ocultación y colaboración del gobierno  masón de Alemania.

«Oficialmente» Hess se suicidó colgándose con una cuerda al cuello, pero es bien sabido que Hess padecía una terrible artrosis que le había dejado los brazos casi inmóviles y en los que no tenía además ninguna fuerza, lo cual le hubieran impedido por completo levantarlos para atar la cuerda…

¿Un anciano prácticamente inválido se suicidó así? Es como si un parapléjico saliera corriendo. Por otro lado, ¿por qué iba Hess a suicidarse tras 40 años de prisión, por qué no hizo como Goebbels, que se suicidó con cianuro en 1945?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *