La colonoscopia no siempre es necesaria

La colonoscopia no siempre es necesaria

Un pólipo a través de una sigmoidoscopia. Foto Wikipedia

Las mujeres menores de 70 años tienen con menos riesgos de padecer un crecimiento anormal en la parte superior del colón, por este motivo, pruebas menos invasivas que la colonoscopia, como la sigmoidoscopia, podrían ser suficientes para detectar el cáncer de colon, según estudio publicado enThe American Journal of Medicine.

En general, los expertos recomiendan que las personas que cuentan con un riesgo medio de padecercáncer de colon empiecen a someterse a pruebas de cribado a los 50 años mediante varios procedimientos, bien a través de una sigmoidoscopia -introducción de una pequeña cámara adherida a un tubo flexible en el ano-, o de una colonoscopia, la prueba más invasiva para detectar esta patología.

Pese a que la colonoscopia es, en muchos países, la principal prueba de cribado de cáncer de colon, «no esta destinada a todo el mundo», señala el principal autor de la investigación Thomas Imperiale de la Universidad de Indiana (EE.UU.). «Hay mucha gente que se queda fuera del cribado de cáncer de colon, ya que equiparan cribado con colonoscopia», lamenta este experto, quien asegura que «hay alternativas».

No en mujeres

Para el estudio, los investigadores repasaron información de más de 10.000 adultos mayores de 50 años que había sido sometidos a una colonoscopia. Entonces, encontraron que, de las mujeres menores de 70 años, solo un uno por ciento tenía un tumor o un polípo en estado avanzado -podría convertirse en cáncer- en la parte superior del colon. En cambio, el porcentaje de hombres en esta misma franja de edad era el doble (un 2%).

El artículo también recoge que un nueve por ciento de los hombres mayores de 70 años tenían un tumor o pólipo frente a un cuatro de las mujeres de esta edad. Según Imperiale, los resultados sugieren que lasigmoidoscopia en mujeres menores de 70 años podría ser un buen método a la hora de iniciarse en las pruebas de cribado del cáncer de colon.

Al contrario de que ocurre con la colonoscopia, esta herramienta se concentra solo en el recto y la parte baja del colon. Se trata, según los expertos, de una prueba relativamente rápida, que no precisa de sedación y que cuenta con menos riesgos de perforación del colon. «Lo que queremos decir es que, las mujeres que cuentan con un riesgo medio de cáncer de colón, en ciertos casos, no podría ser necesaria la colonoscopia», precisa Imperiale.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *