GEOGRAFIA DE CHILE

Chile es un país situado en el sudoeste de América del Sur, limitado al norte por Perú, al este por Bolivia y Argentina, y al sur y oeste por el océano Pacífico. Varios archipiélagos (el de Chonos, la isla Wellington y el sector occidental de la Tierra del Fuego) bordean el litoral meridional chileno desde la isla Chiloé hasta el Cabo de Hornos. Las otras islas pertenecientes a Chile son las islas Juan Fernández, la isla de Pascua y la isla Sala y Gómez; todas están situadas en el Pacífico sur.
La superficie total del país es de 756.945 km2. La capital y primera ciudad es Santiago.

Extendiéndose sobre casi 4270 km de norte a sur, el territorio tiene un ancho medio de alrededor de 200 km, no excediendo nunca los 350 km. El relieve está dominado por la extensa cadena de los Andes, que se extiende a lo largo de todo el país, de la meseta boliviana, al norte, hasta la Tierra del Fuego, al sur.

Se distinguen tres tipos de relieve de este a oeste: la alta cordillera de los Andes, al este, el Valle central, formando una zona de mesetas, y la cadena costera occidental.

La cordillera de los Andes es más ancha al norte que al sur. La región septentrional es una zona de amplias mesetas donde se levantan numerosas montañas cuyas alturas sobrepasan los 6100 m. Es allí donde se encuentran el punto culminante de Chile, Ojos del Salado (6893 m). La zona de meseta es dominada por el gran desierto de Atacama, que encierra vastos campos de nitrato y ricos yacimientos mineros (hierro, cobre, manganeso).

Al centro, la meseta se abre sobre un valle, el Valle central, con una extensión de 965 km. Con un ancho de 40 a 80 km, es la región del país más poblada. La depresión fértil situada entre los ríos Aconcagua y Bío Bío forma el corazón agrícola de Chile. La parte central de los Andes es menos ancha y menos elevada que la parte septentrional. Se encuentran los principales pasos andinos. El litoral de esta región ofrece los más bellos puertos naturales del país. El extremo sur del Valle central está en Puerto Montt, a orillas del mar de Chiloé. La larga serie de islas que bordea el litoral está formada por las cimas de las cadenas costeras submarinas. En esta región meridional, numerosos fiordos recortan la costa. Los Andes meridionales sobrepasan raramente los 1830 m de altitud; ellos se juntan con la meseta de la Patagonia.

Los numerosos ríos que irrigan a Chile son más bien cortos, tomando su fuente la mayor parte en los Andes y volcándose en el Pacífico, al oeste. Al norte y al centro, son alimentados principalmente por las nieves eternas de los Andes. De norte a sur, se distinguen, entre los más grandes cursos de agua, el Loa (con una longitud de 362 km), el Elqui, el Aconcagua, el Maipo (250 km, fluyendo al pié del volcán del mismo nombre), el Maule (282 km), el Bío Bío (384 km) y el Imperial.

La extensión en latitud de Chile, 17 a 56 grados de latitud sur, explica la diversidad de climas. Se distinguen tres regiones climáticas: el norte, de tipo árido; el centro, de tipo mediterráneo; y el sur, de tipo templado oceánico.

El norte es casi desértico en todas partes y constituye uno de los desiertos más áridos del mundo. Pero su presencia a la altura de la corriente fría del Perú, llamada corriente de Humboldt, y la altitud moderan las temperaturas.

Sociedad de Chile

Comparada con otros países de América del Sur, la población de Chile es relativamente homogénea. Los primeros colonos españoles se mezclaron con los amerindios, Picunches al norte, Araucanos en el Valle central y Huiliches al sur. Sus descendientes mestizos representan más del 92% de la población actual. Los Indios sin mestizar (Araucanos, Mapuches, Quechuas) no se encuentran más que en las regiones apartadas y en el extremo meridional, en Tierra del Fuego, donde subsisten los Alacalufes, los Yaganes y algunos centenares de Onas. Las reservas que les fueron acordadas no les permiten satisfacer sus necesidades. Representan alrededor del 6% de los habitantes.
La población de Chile es de 14.200.000 habitantes. Más del tercio de la población total reside en Santiago. El español, hablado por casi la totalidad de la población, es la lengua oficial de Chile. El uso de las lenguas amerindias es limitado.

Administrativamente, Chile está dividido en 13 regiones – comprendida la metrópolis de Santiago – a su vez divididas en 40 provincias. Las provincias están, nuevamente, divididas en municipalidades.
Además de Santiago, la capital (4.385.000 habitantes), las otras grandes ciudades son Concepción, Valparaíso (276.000 habitantes), Viña del Mar, Talcahuano (247.300 habitantes), Antofagasta (218.000 habitantes), Temuco (211.000 habitantes) y Punta Arenas (113.000 habitantes).

Gobierno y vida política de Chile

Las instituciones de Chile reposan sobre la Constitución de 1925 antes del golpe de Estado de 1973. Aunque teóricamente siempre en vigor, la mayor parte de las cláusulas constitucionales garantes de la democracia del país y de su funcionamiento fueron entonces suspendidas. Una nueva Constitución fue aprobada en 1980, pero no fue sino hasta 1989 que sus principales principios fueron aplicados.

La Constitución de 1980 confiere el poder ejecutivo a un presidente, elegido por el pueblo por 4 años, y a su gabinete, que nombra él mismo. Sin embargo, los militares han conservado el control del gobierno hasta 1989, fecha en la cual fue organizada la primera elección presidencial por sufragio universal. Conforme a la Constitución, el poder legislativo es detentado por una Asamblea nacional de dos Cámaras. La Cámara de diputados está compuesta por 120 miembros, y el Senado, por 47 senadores, todos elegidos por sufragio.

Las regiones están bajo la autoridad de los gobernadores. Éstos últimos, así como los responsables de las provincias, son nombrados por el presidente.

A continuación del golpe de estado de 1973, toda actividad política fue suspendida y después prohibida, en 1977. Los partidos políticos fueron nuevamente legalizados en 1987. Los demócrata-cristianos, el Partido de Renovación Nacional y diversos grupos socialistas estaban entre los que respondieron a las elecciones de 1989. En las elecciones legislativas de 1993, los partidos de centro-izquierda (Partido demócrata-cristiano, Partido socialista y Partido por la democracia, entre ellos), reagrupados en el seno de la Concertación Nacional por la democracia, obtuvieron la victoria.

Economía de Chile

Desde comienzos de siglo, la economía chilena es dominada por la producción de cobre. Desde el derrocamiento del gobierno de Allende en 1973, el poder juega un rol reducido en la economía, habiendo sido privatizadas la mayor parte de las sociedades nacionalizadas.

Los sectores más dinámicos han sido aquellos del transporte, de la industria química y los productos agroalimentarios.
No obstante, el crecimiento económico de Chile es aún demasiado dependiente de sus exportaciones mineras, lo que fragiliza la economía general del país.

En 1995, la agricultura empleaba cerca del 12% de los activos. A excepción de la ganadería ovina practicada en el sur del país, la mayoría de las actividades agrícolas están concentradas en el Valle central.
Los principales cultivos son el trigo, la papa, la remolacha azucarera, el maíz, el arroz, el tomate y la avena. Las frutas tienen una plaza preponderante: uvas, melones, manzanas, duraznos, damascos, ciruelas y cerezas. El país es un importante productor de vino. Grandes rebaños de carneros son criados en Tierra del Fuego y en las pampas de Magallanes.

La selva cubre cerca del 12% del territorio chileno. Las maderas explotadas son a la vez frondosas, como el laurel, y tiernas, tales como el pino. Sirven esencialmente para carpintería y fabricación de pasta de papel.

Chile posee una de las más importantes industrias pesqueras de América del Sur. Las especies más abundantes son la sardina, la caballa, la merluza, la anchoa y el bogavante.

Chile posee uno de los más formidables yacimientos de cobre conocido hasta hoy y es uno de los primeros productores. El cobre representa cerca de la mitad de las exportaciones anuales totales en valor, pero está considerablemente sometido a las fluctuaciones de precios del mercado mundial.

El petróleo y el gas natural, descubiertos en 1945, son explotados en Tierra del Fuego y el estrecho de Magallanes. Chile tiene también vastos yacimientos de nitratos, de yodo, de azufre y de carbón, así como de plata (6º productor mundial), de oro, zinc, manganeso y molibdeno.
La unidad monetaria de Chile es el peso que reemplazó al escudo en 1975.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *