El chino que no pagaba sus facturas…

Los amigos chinos siempre han tenido fama de ser meticulosos y respetuosos de la ley (exceptuando las triadas y algunos millones más…), pero nuestro protagonista, que se hacía llamar a sí mismo Zhang, supera con creces la picaresca. El ciego le dijo a Lázaro en El Lazarillo de Tormes: «para ser virtuoso hay que fingir ser virtuoso, no serlo…», y esta máxima se la aplicaba el señor Zhang, aparte de no tener complejos ni verguenzas…
Siempre impecablemente vestido, con distinción de caballero distinguido, Zhang se paseaba por los restaurantes de mejor nivel de la ciudad de Chengdu, en la provincia china de Sichuan. Curiosamente, siempre que recibía la factura de la opipara comida, se desmayaba y caía al suelo fingiendo un falso estado de coma…
Inmediatamente, el dueño del local se ponía en contacto con el Hospital más cercano, al cual trasladaban. Primer objetivo cumplido: la cena gratis…
Una vez en el hospital, los médicos no podían diagnosticar su dolencia, que el mismo achacaba a una «severa diabetes que padecía». Tras quedarse sólo en la habitación por unos minutos, aprovechaba y se daba la fuga… ¿para qué? para no pagar la factura del Hospital… segundo objetivo cumplido…
Hasta que el pasado 4 de septiembre de 2010, volvía a «entrar en coma» mientras tomaba el té y recibía su factura. Este hombre de 38 años fue llevado a un Hospital en el que tuvo la desventura de que ya «era conocido»…
Informadas las autoridades y consultados los restaurantes de la zona, se pudo establecer y desvelar el modus operandis de Zhang. Entre facturas de hospital y restaurante, la estafa había sido de una cantidad más que considerable.
Lo curioso, y la moraleja de este asunto, es que ninguno de los restaurantes de la zona había puesto previamente una denuncia porque no podían creer que un hombre tan bien vestido podría ser un estafador…
Nota.- El Sr. Zhang no quiso ser fotografriado, así que he optado por encabezar el artículo con la imágen de un compatriota suyo. Si se ve reconocido, ruego me lo haga saber…

Esta imagen si puede tener más verosimilitud. Al parecer, estando en comisaria, el Sr.Zhang se dio a la fuga con dos amigos y se le puede ver intentado arrancar el motor de la barca para escapar, mientras sus amigos se divierten…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *