Efecto de la reducción intensiva de la presión arterial en la aparición de IAM y ACV en pacientes diabéticos: meta-análisis sobre 73.000 casos.

Efecto de la reducción intensiva de la presión arterial en la aparición de IAM y ACV en pacientes diabéticos: meta-análisis sobre 73.000 casos.

Effects of intensive blood pressure reduction on myocardial infarction and stroke in diabetes: a meta-analysis in 73 913 patients

Gianpaolo Reboldi y col

Journal of Hypertension 2011, 29:1253–1269

Resumen por Dr. Marcelo Casas
Las guíasrecomiendaniniciar ointensificarel tratamiento farmacológicoen pacientes diabéticoscon el objetivo dereducir la PAa menos de130/80 mmHg. Recientemente,no obstante, un análisis crítico de los estudios disponibles ha demostrado que tal recomendación no es compatible con una evidencia sólida.
El estudio ACCORD comparó un objetivo más estrecho de control de la PA (<120 mmHg PA sistólica) con uno menos estricto (<140 mmHg) en pacientes diabéticos. El punto final primario del estudio (un compuesto de muerte cardiovascular y eventos no fatales) no fue diferente entre los dos grupos, ni tampoco la incidencia de infarto de miocardio (IM). Por el contrario, la incidencia de ACV fue menor en el grupo con mayor intensidad de reducción de la PA. En el ACCORD, sin embargo, el número de eventos fue relativamente escaso, y no permitió arribar a conclusiones definitivas. El objetivo principal deeste metaanálisisfue definirla relación, si existe, entrela magnitud de lareducción de la PAyel riesgo de ictuse infarto de miocardioen pacientes condiabetes.El objetivosecundario fue investigarsi existe evidenciaconfiableen la literaturaacumuladaa favor deuna intervencióno estrategia específicaen estos pacientes. Resultados: 1. La RR global de ACV fue significativo (RR 0,91, IC 95% 0,86-0,97, p <0,0059) tanto en la población global como en los distintos subgrupos. 2. La estimación global del riesgo de infarto de miocardio (RR 0,89, IC 95% 0,83-0,96, p <0,0015) también fue significativa, pero mostrando heterogeneidad entre distintos subgrupos. 3. En estudios que compararon los calcioantagonistas, estos fármacos protegieron más para el accidente cerebrovascular (RR 0,88, IC 95% 0,78-0,99, p <0,036) que otros comparadores activos, mientras que los IECA y ARA II no difirieron significativamente. 4. Resultados sobre el ACV e IAM en los estudios que compararon directamente los diferentes objetivos de PA: en comparación con un control menos estricto, la asignación a un estricto control de la PA redujo significativamente el riesgo de ACV en un 39% (RR 0,61, IC 95% 0,48-0,79, p <0,001). Por el contrario, el riesgo de IAM se redujo en sólo un 13% (RR 0,87, IC 95% 0,74-1,02, p <0,084), con el límite superior de confianza que cruza la unidad y sin alcanzar significación estadística. 5. Mayores diferencias en la disminución de la PA sistólica (PAS) y diastólica (PAD) predijeron una mayor reducción en el riesgo de ACV, pero no en el riesgo de IAM. a.Por cada reducción de 5 mmHg en la PAS y de 2 mmHg de la PAD, hubo una disminución del 13% y 11,5%, respectivamente, en el riesgo de ACV, con valores de p estadísticamente significativos tanto en forma cruda como ajustada. b.Por el contrario, por cada reducción de 5 mmHg en la PAS o de 2 mmHg en la PAD, la reducción en el riesgo de IAM no fue significativa. 6. La relación entre el grado de reducción de la PA y el riesgo de infarto de miocardio no presentaba una forma de J, lo cual sugiere que una reducción más intensa de la presión arterial, aunque no ofrece un beneficio adicional, no aumenta el riesgo de infarto de miocardio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *