Dieta con cabeza

Si está a dieta, tome nota: pensar con detalle en la conducta de comer puede disminuir la cantidad de comida ingerida, según un estudio publicado en diciembre de 2010 en la revista Science. Es sabido que al imaginar una experiencia se evocan las mismas respuestas fisiológicas que al experimentarla en la realidad. Por ello, investigadores de la Universidad Carnegie-Mellon pusieron a prueba si el hecho de imaginar que se come puede simular la experiencia de hacerlo, incluso hasta saciar el hambre. Los probandos debían pensar que ingerían, bocado a bocado, golosinas, grageas de chocolate (M&M) o dados de queso; más tarde les ofrecieron esos mismos alimentos para que los comieran de verdad. Quienes imaginaron haber tomado 30 unidades de chocolatinas comieron la mitad de estos dulces en comparación con los sujetos que se imaginaron insertando 30 monedas en una lavadora. El efecto era específico para el tipo de comida que se había pensado. Así, quienes imaginaron que comían queso, consumieron alrededor de la mitad de queso que quienes se habían representado consumiendo grageas de chocolate.
Aunque esas observaciones puedan parecer contrarias a la intuición (la visión de una máquina expendedora de golosinas puede suscitar un intenso deseo de comer chocolate), la diferencia clave radica en cómo se piensa en los alimentos, subraya Carey Morewedge, psicólogo y director de la investigación. «Cuando las personas piensan habitualmente en comer, no imaginan la ingesta en sí», explica. De hecho, cuando los sujetos se imaginaron colocando 30 grageas de chocolate en un recipiente, consumieron 1,6 veces más que aquellos que se idearon comiéndose las piezas de cacao. Mas cuando se implicaron en la imaginería mental que acompañaría al acto real de ingerir, se agotó su deseo de comer.
El siguiente paso que plantea Morewedge es averiguar si tal tipo de simulacro mental ayudaría a los fumadores a reducir el consumo de tabaco.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *