Conociendo La Pampa Argentina

La Pampa es una provincia argentina, situada en el centro del país.

Linda al oeste con la provincia de Mendoza, al sur con el río Colorado que la separa de la provincia de Río Negro al este con la de Buenos Aires y al norte con San Luis y Córdoba.

Los límites de las provincias de La Pampa, Río Negro, Mendoza y Neuquén, se encuentran en un punto, en la intersección del río Colorado con la traza errónea del meridiano X Oeste de Buenos Aires
A la llegada de los europeos en el siglo XVI el territorio de la actual provincia de La Pampa estaba poblado por dos etnias del grupo pámpido: la de los het -en especial las parcialidades taluhet y didiuhet-, en la zona norte y oriental (zona más húmeda), mientras que el oeste y el sur se encontraba escasamente habitado por los también pámpidos (aunque del grupo «patagón») y trashumantes günun-a-këna o guenaken es decir los patagones septentrionales.
En 1534, Jerónimo Luis de Cabrera y su tropa fueron los primeros europeos en adentrarse en esta zona. Luego en 1662, Hernandarias también la recorrió. En el siglo XVIII la mayor parte del territorio fue ocupada por los ranqueles. La resistencia de las tribus indígenas que habitaban la zona, hizo que recién durante el gobierno de Juan Manuel de Rosas se pudieran ir incorporando estas tierras. Posteriormente a la Conquista del desierto (iniciada formalmente en 1879) se sumaron grandes extensiones de tierra a la explotación agropecuaria.

La Ley Nº 28 del 17 de octubre de 1862, dispuso que todos los territorios nacionales existentes fuera de los límites o posesión de las provincias sean nacionales, hasta entonces las provincias de Buenos Aires y de Mendoza mantenían pretensiones sobre los territorios patagónicos y pampeanos.

La ley N° 215 del 13 de Agosto de 1867 dispuso en su Art. 1: «Se ocupará por fuerzas del Ejército de la República la ribera del Río Neuquén, desde su nacimiento en los Andes hasta su confluencia en el Río Negro en el Océano Atlántico estableciendo la línea en la margen septentrional del expresado río de Cordillera a mar». Esta ley corrió los límites de la nación hasta el Río Negro, pero la incorporación efectiva de La Pampa en la Nación se logró mediante la conquista militar durante la Conquista del desierto.

Por la ley Nº 947 del 5 de octubre de 1878, los límites de las tierras nacionales situadas al exterior de las fronteras de las provincias de Buenos Aires, Santa Fe, Córdoba, San Luis y Mendoza, son establecidos en el Río Negro, desde su desembocadura en el Océano Atlántico remontando su corriente hasta encontrar el grado 5º de longitud occidental del meridiano de Buenos Aires, por este hacia el norte, hasta su intersección con el paralelo 35º de latitud sur, por este paralelo hasta el meridiano 10º de longitud occidental de Buenos Aires, por este meridiano hacia el sur hasta la margen izquierda del Río Colorado y desde allí remontando la corriente de este río hasta sus nacientes y continuando por el Río Barrancas hasta la Cordillera de los Andes. Quedando establecido el límite norte de la Patagonia (incluyendo el actual territorio pampeano) con las demás provincias.

La Gobernación de la Patagonia fue creada por la ley Nº 954, del 11 de octubre de 1878. Su territorio se extendía desde el límite fijado por la ley N° 947 hasta el Cabo de Hornos. Su capital fue Mercedes de Patagones (hoy Viedma), el 21 de octubre fue designado su primer gobernador, el Coronel Alvaro Barros, quien procedió a la inauguración oficial de la Gobernación el 2 de febrero de 1879.

En 1881 se firma el tratado de límites entre Argentina y Chile que asegura definitivamente la posesión argentina de los territorios de la Patagonia Oriental..

La Gobernación de la Patagonia fue luego dividida por la ley N° 1.265 del 24 de octubre de 1882, creándose el Territorio de La Pampa (conocido también como de La Pampa Central), pero sin crear una gobernación, siendo el límite entre ambos los cursos de los ríos Agrio, Neuquén y Negro, quedando el actual territorio pampeano dentro del nuevo Territorio de La Pampa. Se divide el territorio en veintiséis secciones de 100 lotes de 10.000 hectáreas cada uno y se ofrecen a la venta en pública subasta. Mapa de la Pampa Central

Por la ley N° 1.532 del 16 de octubre 1884, se crean los Territorios Nacionales dividiendo los Territorios de La Pampa Central y de la Patagonia, entre ellos el Territorio Nacional de La Pampa, siendo sus límites: por el Norte el paralelo 36º que divide el territorio nacional del de las provincias de Mendoza y San Luis y el paralelo 35º que la divide del de la de Córdoba. Por el Este, el meridiano 5º de Buenos Aires, que divide con esta Provincia. Por el Oeste el meridiano 10º que divide con Mendoza, hasta tocar el río Colorado y por el Sur el curso del río Colorado. Los territorios entre los paralelos 35° S y 36° S que actualmente pertenecen a las provincias de Mendoza (desde el río Desaguadero al meridiano X Oeste de Buenos Aires) y de San Luis, pasaron a estas provincias.

En 1882 se realizaron las primeras fundaciones, Victorica (la primera, el 12 de febrero) y General Acha.

Su primer gobernador fue el General Juan Ayala (de 1884 a 1891).

Por la ley N° 5.217, del 28 de setiembre de 1907, se dejaron inamovibles los límites trazados en 1881 y 1882 en los meridianos V y X Oeste de Buenos Aires, los cuales habían sido erróneamente demarcados en el terreno y además se había perdido a qué lugar de Buenos Aires correspondía el meridiano «0». De esta forma, 200.000 hectáreas quedaron definitívamente separadas del territorio de La Pampa, siendo reconocidas de jure por esta ley a las provincias de Mendoza y Buenos Aires. [1]

La primera capital fue General Acha, a partir del 29 de marzo de 1900, la capital pasó a ser Santa Rosa de Toay al disponer el Poder Ejecutivo Nacional el cumplimiento de un decreto del Presidente Dr. Miguel Juárez Celman del año 1889. El Gobernador Dr. José Luro concretó la medida el 11 de abril, a partir de 1917 se suprimió de Toay y desde entonces se la conoce sólo por Santa Rosa.

Por Decreto del 20 de octubre de 1915, a 21 de los 22 departamentos del territorio, que se hallaban numerados, se les dio nombres indígenas.

La Pampa pasó a ser provincia por Ley Nacional Nº 14.037 del 8 de agosto de 1951, con los mismos límites de su anterior Territorio, el Congreso Nacional aprueba la Ley de creación de la actual provincia junto con la del Chaco a instancia de Eva Perón, razón por la que el 20 de diciembre del mismo año, su nombre fue cambiado por el de «Provincia Eva Perón», hasta que, en 1955, se le devolvió la denominación de La Pampa.
La Región Patagónica fue creada por el tratado firmado en la ciudad de Santa Rosa el 26 de junio de 1996, sus fines son expresados en el artículo 2 del tratado:

«La región tendrá como objetivo general proveer al desarrollo humano y al progreso económico y social, fortaleciendo las autonomías provinciales en la determinación de las políticas nacionales, en la disponibilidad de sus recursos y el acrecentamiento de su potencial productivo, conservando la existencia de beneficios diferenciales que sostengan el equilibrio regional».

Las provincias que la integran son:

«La Pampa, Neuquén, Río Negro, Chubut, Santa Cruz y Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur, abarcando el subsuelo, el Mar Argentino adyacente y el espacio aéreo correspondiente».

Los órganos de gobierno de la Región son la Asamblea de Gobernadores y el Parlamento Patagónico, como Órgano Ejecutivo la Comisión Administrativa y como Órgano de Asesoramiento y Consulta el Foro de Superiores Tribunales de Justicia de la Patagonia

Flora 

Naturalmente, el sector occidental de la provincia de La Pampa se encontraba poblado por pastizales que en las zonas de arroyos se transformaban en fachinales, hacia el centro, formando una diagonal, se encontraba un bosque de algarrobos. Al oeste del río Chadileuvú-Curacó el suelo pobre en materia orgánica, salitroso y la poca humedad daba y da lugar a un semidesierto estepario con tusacs de clima muy continental, esa fue una de las zonas llamadas por los mapuches y mapuchizados «Huecuvu Mapu» (que se traduce aproximadamente como «Tierra del Diablo»).

Fauna
La fauna autóctona contemporánea cuenta con pumas, guanacos, culpeos, maras, ñandúes, armadillos, vizcachas, lampalaguas, chimangos, caranchos habiendo sido llevados casi al límite de la extinción durante el pasado siglo XX los venados pampeanos (actualmente en moderada recuperación) y habiendo sido exterminados a fines del siglo XIX tanto los yaguares como los perros cimarrones, por contraparte han prosperado y se han naturalizado los jabalíes, ciervos colorados, e incluso los ciervos axis y ciervos dama así como las liebres y zorros colorados.
Clima
La poca humedad del ambiente influye en la marcada amplitud de temperaturas que se registra y en la vegetación. El clima es templado, las precipitaciones superan los 500 mm anuales en el nordeste y disminuyen hacia el oeste.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *