¿Discriminación Laboral en Argentina? Muchas preguntas, pocas respuestas.

En Argentina, hay una notable discriminación laboral hacia postulantes mayores de 40 años. Independientemente de su experiencia y capacidad, son excluidos de las búsquedas laborales, las que estadísticamente se circunscriben a la franja de 25 a 35 años.
Algunos han elaborado la teoría sobre que esta situación es culpa de la “crisis mundial” y que sumada a la “crisis local”, no dejaba otra alternativa que renovar la sangre en las venas empresariales, contratando gente más joven. Sin embargo todo aquel que tenga más de 40 años lleva sobre sus espaldas más de una crisis económica.
¿Qué es lo que se evalúa a la hora de contratar?, ¿Experiencia versus juventud?
Las empresas tienden a ajustar su personal, “eliminando” (y no es una palabra casual, sino elegida) al personal de más edad. No por incapaces, sino porque por lo que estaban pagando por uno de 50 en la mayoría de los casos, adquieren dos de 25.
¿Este reemplazo, los ha favorecido?
¿Existe la fidelización del nuevo personal o simplemente en dos años o menos estarán buscando otros?
¿No será que faltó un Plan de Contingencia para poder enfrentar “la crisis”?
¿A qué se debe la existencia del vacío legal sobre el tema?
¿Por qué los sindicatos y asociaciones profesionales, no han dicho nada al respecto?
¿Por qué los legisladores cuando son consultados sobre el tema, lo evitan, desconocen o lo que es peor tratan de engañarnos?
¿Por qué los organismos dedicados a detectar las discriminaciones, no actúan per se?
Hay un gran porcentaje de desocupados, que no son cubiertos por ningún plan de ayuda, salvo el humillante seguro de desempleo, que tienen los años de trabajo para jubilarse pero les falta la edad. Son viejos para trabajar, jóvenes para jubilarse, discriminados por su edad y día a día olvidados por todos.
Específicamente para la ubicación: Argentina

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *