Bursitis de la cadera

¿Qué es la bursitis?

La bursitis es la hinchazón dolorosa de las bolsas. Las bolsas son sacos llenos de líquido que amortiguan los tendones, los ligamentos y los músculos. Cuando funcionan con normalidad, las bolsas ayudan a que los tendones, los ligamentos y los músculos se deslicen suavemente sobre el hueso. Sin embargo, cuando las bolsas están hinchadas, el área alrededor de ellas se vuelve muy sensible al tacto y muy dolorosa. La bursitis trocantérea es la hinchazón que afecta las bolsas de la cadera.

La bursitis no solo se produce en la cadera. También puede darse en las articulaciones del hombro, de la rodilla y del codo. La bursitis puede ser aguda (poca duración) o crónica (duradera).

¿Cuáles son los síntomas de la bursitis de la cadera?

Los síntomas incluyen dolor articular y dolor al tacto, hinchazón y sensación de calor alrededor del área afectada. El dolor es a menudo agudo en los primeros días, y sordo y molesto más tarde. Es posible que lo note más al levantarse de una silla o de la cama, al estar sentado durante mucho tiempo y al dormir sobre el lado afectado.

Por lo general, la bursitis aguda surge en el término de horas o días. La bursitis crónica puede durar desde algunos días hasta varias semanas, y puede desaparecer y reaparecer de nuevo. La bursitis aguda puede volverse crónica si reaparece o si se produce una lesión de cadera.

Con el tiempo, es posible que la bolsa se vuelva gruesa, lo que puede empeorar la hinchazón. Esto puede provocar movimiento limitado y hacer que los músculos se debiliten (que se llama atrofia) en el área.

¿Cuál es la causa de la bursitis?

Varios factores pueden provocar bursitis de la cadera, incluidos los siguientes:

  • Uso excesivo reiterado o estrés de la cadera.
  • Artritis reumatoide.
  • Gota.
  • Pseudogota.
  • Lesión de la cadera.
  • Infección con bacterias, como Staphylococcus aureus (o una infección por estafilococo).
  • Diabetes.
  • Problemas de columna vertebral, como la escoliosis.
  • Longitud irregular de las piernas.
  • Espolones óseos (crecimientos óseos arriba del hueso normal) en la cadera.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *