MARIO VARGAS LLOSA

Mario Vargas Llosa nació en 1936 en Arequipa, en Perú. Pasó su infancia en Cochabamba, en Bolivia, y en Piura, al norte del Perú. Mario Vargas Llosa, a la edad de 14 años, es colocado en la Academia Militar Leoncio Prado de Lima, lo que le deja un siniestro recuerdo. Es este período triste el origen de una de sus principales novelas, «La ciudad de los perros».

Prosiguiendo sus estudios en la Universidad San Marcos de Lima, ocupa diferentes profesiones, en primer lugar como corrector, después colabora en revistas literarias, por ejemplo, Literatura (1957-1958). Durante un breve período estuvo implicado en una rama estudiantil del Partido Comunista peruano (entonces clandestino), que él abandona protestando contra la línea stalinista sobre la literatura y el arte. Pero el Partido Comunista, como la academia militar, lo confronta una vez más al verdadero Perú. Más tarde, la revolución cubana de 1960 hizo durante un tiempo revivir sus sentimientos revolucionarios, pero siempre desde el punto de vista de un izquierdista independiente mas bien que marxista.
Es entonces con el periodismo que Vargas Llosa ejerció sus primeros talentos literarios. En primer lugar crítico de cine y cronista en un gran diario local, «El Comercio», y después en dos revistas peruanas de renombre (entre ellas Literatura).

Gracias a una beca, prosiguió sus estudios en Madrid y obtuvo en 1958 un doctorado con una tesis sobre Rubén Dario.
Después de haber escrito una colección de novelas cortas destacada, «Los Jefes» (1959), obra que obtuvo el Premio Leopoldo Alas, se instala en París.

Maestro y traductor, redacta varias novelas, destacando «La Ciudad de los Perros» (1963), que hizo de él un autor de renombre (Premio de la Biblioteca Breve y Premio de la Crítica). Su novela fue traducida casi enseguida a una veintena de lenguas.

La Ciudad de los Perros tiene por cuadro la Academia Militar Leoncio Prado de Lima, que él había frecuentado al comienzo de los años ’50. En esta escena de la vida llevada por los cadetes -los «perros» a los cuales hace alusión en el título -, Vargas Llosa pone en contraste la opresión de la disciplina y las novatadas sufridas por los jóvenes con el sentimiento de libertad que sopla sobre la villa alrededor.

Después, Mario Vargas Llosa es un escritor reconocido, regularmente invitado a las universidades del mundo entero para dar cursos y conferencias.
En «La Casa Verde» (1966), el autor describe la vida en la lejana selva peruana y en la zona urbana de Piura. Recibe de nuevo el Premio de la Crítica y el Premio Internacional de Literatura «Rómulo Gallegos» en 1967.

Entre las otras principales novelas de Vargas Llosa, recordaremos «Conversación en la catedral» (1969), «Pantaléon y las Visitadoras» (1973), sátira del fanatismo militar y religioso del Perú, «La Orgía perpetua: Flaubert y Madame Bovary» (1975) y una novela semi-autobiográfica, «La tía Julia y el Escribidor» (1977).
La novela «La Guerra del fin del mundo» (1982), que trata de la política brasileña en el siglo XIX, conoce un largo suceso público y crítico, sobre todo en América Latina. Citemos también «Quién mató a Palomino Molero» (1986), novela consagrada a las violencias políticas en el Perú, «El hombre que habla» (1987) y «Elogio de la madrastra» (1988).

Tentado durante un período por el comunismo, él devino liberal viendo las derivaciones de la revolución cubana. Funda en su país un movimiento de derecha democrático, Libertad, y, en 1990, se presenta sin éxito a la elección presidencial peruana contra Alberto Fujimori.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *