Aumenta el consumo de agua embotellada entre los chilenos

Las personas la ven como una opción más saludable, cómoda, con diversos sabores y beneficios para la salud.

Puede ser por moda, un cambio de hábito, por salud o simplemente por ser mejor a la convencional de la llave. Lo cierto es que hace ya un tiempo, en gran parte del mundo, el consumo de agua envasada va en un considerable aumento. Así lo corrobora la Universidad de Birmingham, de Inglaterra, en un estudio que señala que las personas tienden a consumirla porque la sienten más saludable. La investigación publicada en la revista BMC Public Health confirma la aceptación de ésta en el mercado y la desconfianza de la potable.

Y Chile no es la excepción. Nuestro país no es ajeno a este boom y según estadísticas, en nuestro país se consumen cerca de un 25% más que antes. Los factores que influyen en este ascenso se deben también a que el mercado presenta hoy diversas marcar, sabores y ofertas que llaman la atención de la gente.

Si bien se está tomando más agua en botellas, una particularidad que reflejó la publicación inglesa es que la mayoría de las personas consultadas no saben o no tienen claro los verdaderos beneficios de ella. Lo curioso es que una de las razones que muchos dieron a la hora de optar por ellas es que son más saludable, junto con motivos como el sabor, pureza y comodidad.

Según Marcela Canales, académica de la Escuela de Nutrición y Dietética de la Universidad Andrés Bello, para elegir la mejor agua hay que escoger una con los menores niveles de sales, con los aportes suficientes de sustancias minerales que necesita una dieta equilibrada. Esto porque las personas suelen confundirse con la gran variedad de productos que hay en el mercado y omiten cosas tan importantes como leer las etiquetas en donde se indica la información que realmente importa: niveles de sodio, potasio, sulfatos, nitratos y flúor por litro; o detalles tan vitales como la fecha de vencimiento.

Un litro de agua embotellada debe cumplir estándares para ser considerada saludable y no sobrepasarse de los niveles máximos que son: sodio (Na) 20 mg, potasio (K) 10 mg, sulfatos (SO4) 25 mg, nitratos (NO3) 10 mg y flúor (F) 1.5 mg. Cualquier producto que no cumpla con estos rangos no da beneficios al cuerpo humano y hasta podría ser dañino. Otro dato importante que tienen que tener los consumidores es que la vida de los productos en botella es de uno a dos años desde su fecha de elaboración, éstos deben estar indicados en los envases; detalles importantes a la hora de comprar o elegir de forma sana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *