AMIA/Irán. La Omisión de la Verdad

AMIA/Irán. La Omisión de la Verdad. Por el Rabino Alejandro Avruj *

12.02.2013 11:04  |
(Espacial para Iton Gadol) El Talmud, la enciclopedia de la sabiduría judía que condensa el mensaje de nuestro pueblo en la voz y las historias de los rabíes de hace más de 2000 años, nos dice que Dios creó al mundo con la Verdad. En el Tratado de Shabat 55 nos dicen que el sello divino en la creación del Universo fue la Verdad. Así como un escritor que deja su sello en su firma al comienzo de un libro, así lo hizo el Creador al comienzo de la Biblia.

En las tres primeras palabras de la Biblia se encuentra escondido ese sello.
Al tomar la última letra de cada una de esas tres palabras se forma la palabra:
EMET – VERDAD.
(en: “BereshiT BaraH ElokiM” (Gen 1:1); y en: “Asher BaraH ElokiM LaasoT”(Gen 2:3))
Se forma de manera oculta, porque nuestra misión con la Verdad es des-cubrirla.
Se oculta en las últimas letras, porque es su sello. Su firma.
Mientras los sabios nos aconsejan tener una misión con la Verdad, aquí arman una comisión. Y lo que pareciera estar ahora oculto es su Verdadera intención.
Es Verdad que hace falta descubrir la Verdad en el caso Amia?
Tantos años de investigación en manos de jueces de los que nadie duda de su trabajo y seriedad, ameritan buscar una Verdad en supuestas respuestas en Teherán?
Podemos tener la esperanza que del régimen de los Ayatolas nos envíen como ese regalo tan esperado, cuál era al fin la Verdad?
Algún análisis acerca de los dos partes que intentan armar dicha comisión:
Según la Verdad oficial de Irán, el genocidio más horroroso de la historia como lo fue la Shoá, nunca existió. Buen dato para sentarnos a charlar sobre la Verdad.
Según la Verdad oficial de Irán, el sionismo es el culpable de todos los males planetarios, por lo que sería más que justificable eliminar al único Estado Judío que hasta podría estar involucrado en estos auto-atentados.
Ni hablar de la Verdad oficial del presidente iraní en sus declaraciones acerca de los homosexuales en su país: “No existen.” aseguró.
Mientras tanto en nuestro país también hay algunas Verdades oficiales que no ameritan cadena nacional: los números del Indec, la inflación de menos del 10% anual y el sensacional aumento de sueldos al 20%, la sensación de inseguridad, el desinterés en reformar la Constitución, la disminución de la brecha con la pobreza, la franca división de poderes, la independencia de la justicia, el diálogo constructivo con el que piensa diferente,  medios concentrados de comunicación y ninguno que pertenezca al gobierno, la transparencia de las cuentas personales de los más elevados titulares del Ejecutivo.
Y siguen las Verdades.
Me pregunto a qué tipo de Verdades llegaría una Comisión entre Argentina e Irán.
La primer Verdad es que debieran pedirle disculpas públicas a Pepe Eliashev por condenarlo a la hoguera del escrache hace un par de años cuando nos avisó que todo esto sería Verdad.
No es Verdad acaso también que el señor D´elía, con su habitual serenidad, es el vocero oficial desde hace años del relato oficial de la Verdad tanto iraní, como del gobierno argentino? Según esa Verdad que ya conocemos fue el Mossad quien puso las bombas en la Embajada y en la Amia. Con este tipo de personajes uno se esperanza aún más en descubrir el sello divino en la Creación.
Una Verdad evidente es el adormecimiento de nuestro criterio. La Verdad es que no hubo nunca un giro geopolítico. El abrazo a personajes, políticas y discursos como los de Chavez y Morales lleva muchos más años que esta moderna comisión.
Intentar comparar este caso con lo que sucedió con el caso Lockerbie tampoco es muy Verdadero. Aquello sucedió en espacio aéreo, y se trabajó por resolverlo en otro territorio.
La Amia estalló en el corazón de la Capital Federal de la Argentina. Una declaración de guerra. El atentado más dramático realizado en toda América. Ir al living de la casa de los acusados no es Lockerbie.
Es probable que no haya apellidos de este gobierno tal como se escuchó en la última semana, en empresas que comercien con Irán. Pero hay otras cosas que en Verdad se comercian a un precio mucho más caro, como la llave de ingreso a la islamización fanática a  Latinoamérica. Proyecto ideológico innovador para estos pagos inaugurado por el Presidente Chavez, quien quizá no logre por su convalecencia continuarlo, pero que en Verdad deja abierto ese espacio para quien desee ocuparlo.
El diálogo con Irán se anunció como un hecho histórico.
En Verdad para los que no usamos twitter nos enteramos muy tarde para ser tan histórico.
Se escuchó decir que hay muchos otros países que dialogan con Irán. Incluso los mismos Estados Unidos y hasta Alemania han declarado estar dispuestos a un diálogo.
Solo que la Verdad es que ninguno de esos países tuvo 85 asesinados en su propia casa, e intenta conversar sobre el tema con el asesino. Lo que intentan es armar…otra comisión.
La Verdad, es que Irán es un profesional en el armado de Comisiones de la Verdad. En la última década ha generado una tras otra con cuanto organismo internacional aparezca para mostrar la Verdad sobre su plan nuclear. Cada comisión logró su Verdadero objetivo: aplazar, extender, anular y malgastar tiempo. Reírse y burlarse de sus interlocutores, y continuar armándose, financiando y armando a otras organizaciones promotoras del terror internacional.
La Verdad acerca de enviar al Congreso el Memorando como un gesto democrático:
Lamentablemente el Congreso no necesariamente representa la voz de sus votantes, y a veces ni siquiera la de sus propios miembros, sino lo que necesita hacer firmar el Ejecutivo con su mayoría automática parlamentaria. Se ha llamado de urgencia antes de las sesiones ordinarias a que se firme y se saque por Ley el Memorando. La Verdad está escondida en el fin de esa ley. Como tal, el Memorando tendrá carácter de Tratado Internacional elevándose por sobre la jurisprudencia argentina. Tal Comisión llegará a su Verdad, y caerán automáticamente los pedidos de alerta de INTERPOL, caerá la imprescriptibilidad de la causa, y la causa toda. Caerá todo lo investigado y juzgado hasta aquí.
Todos nosotros caímos en la trampa.
La Verdad es que es tan rápido aprobar lo que se quiera. Lamentablemente hace años de los años duerme en un cajón la ley indemnizatoria a los Familiares de las Victimas. La Verdad es que nada reparará el dolor, la pérdida, y la mesa de cada domingo perdida para siempre.
La falta de Verdad tampoco.
Tan Verdadero como el uso político y mediático que se hace del título “los Familiares”.
La Verdad es que solo son unos 10 familiares los que aún activan en no menos de 4 agrupaciones, sin sumar a aquellos que nunca formaríamos parte de ninguna de ellas.
Los unió en su momento solo el espanto y el dolor. Nada por lo que se hubiesen querido reunir alguna vez. Ahora los desune el manejo y la coptación deshonrosa de todo tipo de intereses.
“Con quién hablar si no es con el enemigo?” se escuchó en estos días.
La Verdad es que hace años se le reclama al gobierno diálogo. Ha sido uno de los principales pedidos de todos los sectores. Y la soledad del espacio de máxima toma de decisiones es tal, que no se dialoga ni con propios ni con ajenos. Mucho menos con ajenos.
Pero con Irán sí. Irán sí es un interlocutor con quien hablar.
La posibilidad de un tercer atentado, ha sido un fantasma que sobrevoló en la Comunidad en todos estos años, justamente debido a la falta de Justicia. No solo se ha dicho en cada discurso cada 18 de Julio, sino lo que es peor, ese miedo ha transformado la fachada de cada Institución judía de la Argentina. Los nuevos Guettos en los que nos hemos visto encerrados, y por los que hemos aprendido a pasar al costo de que revisen a nuestros hijos detectores de metales al entrar a la escuela cada mañana.
Resulta que ahora repetir esa pesadilla que sufrimos hace años, alcanza para el escrache por twitter acusando de posibles perpetradores de un próximo atentado a los que estamos en desacuerdo con el horroroso acuerdo con Irán.
La Verdad es que ya no se puede ni decir lo que soñamos en nuestros peores sueños.
Un último párrafo para el Canciller.
La Verdad es que Israel tiene todo que ver con los judíos de todo el mundo.
La Verdad es que el antisionismo que predica su par venezolano e iraní es antisemitismo.
La Verdad es que no entendemos los judíos de la diáspora nuestra identidad sin Israel.
La Verdad es que Israel tuvo tanto que ver con la seguridad de los judíos del mundo que su padre mismo fue rescatado de la última dictadura argentina por ese Estado.
La Verdad es que no comprendo como todavía es socio de la Amia.
Reafirma siglos después el Mahara´l de Praga, que la firma de Dios es la Verdad.
Que así como Él es Uno, también lo es la Verdad. No como la mentira, que no tiene límites.
Y la Omisión de la Verdad, es una de las más espantosas mentiras.
* Rabino Ale Avruj
Cuñado de Cristian zl´.
(Cristian trabajaba en Daia investigando el antisemitismo y el fanatismo en la Argentina, estudioso profundo de la Shoá, y amante de los derechos humanos. El edificio explotó a sus 21 años. Esta semana cumpliría 40. Que su memoria nos inspire a alcanzar la Verdad, la Justicia y la Paz.)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *