5 consejos ecológicos para la lavadora

La lavadora es un electrodoméstico imprescindible en nuestras vidas. Los tiempos en los que se empleaban horas y horas en restregar y golpear la ropa a mano con agua del río prácticamente han pasado a la historia, ya que ahora con el simple gesto de apretar un botón la lavadora se pone en marcha y hace el trabajo por nosotros.

Si prestamos un poco de atención, es posible mejorar la eficacia de este útil aparato y usarlo de una manera más ecológica, empleando menos cantidad de agua y energía, y minimizando los residuos de detergentes y suavizantes. Te contamos algunos trucos para proteger el medio ambiente cuando usamos la lavadora.

1. Elige programas cortos

Muchas veces nuestra ropa no está tan sucia como para necesitar un programa largo con prelavado. Si adaptamos el uso de la lavadora a nuestras necesidades reales podemos ahorrar energía y agua. Por ejemplo, un programa corto necesitará menos de 50 litros, mientras que uno largo puede consumir hasta 100 litros.

Muchas veces la ropa no está muy sucia y no necesita un programa de lavado largo

2.Ojo a la temperatura

Aunque el agua caliente posee mayor poder limpiador que la fría, los detergentes actuales han mejorado sus características y son igual de eficaces a bajas temperaturas. La mayor parte de la energía consumida para hacer la colada sirve para calentar agua y no para mover el tambor, ya que este último solo necesita un aporte significativo en el momento del centrifugado. Un programa de lavado a 30°C consume la mitad de energía que uno a 65°C, algo que se nota en el medio ambiente, y también en nuestro bolsillo.

3. La lavadora llena

Si llenamos completamente la lavadora ahorraremos muchos lavados a lo largo del año. Si un día necesitas tener alguna prenda limpia con urgencia pero no tienes más ropa sucia, puedes aprovechar para lavar sábanas, cortinas o toallas.

Hay que echar las cantidades de detergente que recomienda el fabricante

4. Sé comedido con el detergente

No por echar más jabón la ropa va a estar más limpia. Como ya hemos dicho antes, los detergentes actuales son muy eficaces, así que es recomendable seguir las indicaciones del fabricante sobre las cantidades e, incluso, intentar emplear algo menos. Hay que tener en cuenta que, aunque hoy en día estos productos se hacen con compuestos en su mayoría biodegradables, todavía son causantes de grandes problemas decontaminación de las aguas.

5. Lavadoras más eficientes

A la hora de comprar, hay que fijarse en las características del aparato, ya que hay modelos que emplean menos agua y energía. Los modelos de clase A suelen ser más eficientes y, a medio plazo, compensa el haber pagado un mayor precio por ellos, ya que su empleo genera un ahorro importante en las facturas de agua y electricidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *